Aprende cómo hacer un rico Postre de Limón con Galletas María en 5 minutos y sin horno!

¿Quieres preparar un postre, pero no sabes cual o como elaborarlo? hay muchos dulces que se pueden hacer de manera rápida y sencilla gracias a que los ingredientes son fáciles de conseguir, de igual manera, no siempre es necesario el uso del horno para su consumo. En esta oportunidad, traemos para ti una receta cuyos materiales son accesibles y económicos, además no tardarás casi nada en prepararla y su sabor te encantará.



Esta receta no tiene secretos, así que una vez reúnas todos los ingredientes, siguientes instrucciones para que te queden unos vasitos de crema de limón perfectos.

Como herramientas solo te recomendamos utilizar una batidora de mano aunque tampoco es un electrodoméstico indispensable. Ten en cuenta que no necesitamos hacer polvo las galleta, así que será suficiente machacarlas con un mazo o con un rodillo de cocina.



Otra cosa importante, es que este postre de limón frío lo puedes hacer a tu gusto, es decir que el nivel de acidez y dulzor lo decides tú, porque lo que puedes añadir más o menos cantidad de cualquiera de los ingredientes.

Por último recuerda que el tiempo de reposo es importante, ya que los vasitos de limón están muchos más ricos cuando están fríos y ligeramente compactos, así que lo mínimo que te recomendamos es dejarlos unas 3 horas en la nevera antes de comerlos… ¡que lo disfruten!

Postre de Limón con Galletas María

Ingredientes:

  • 4 limones frescos (pueden ser verdes o amarillos)
  • 200 ml de leche condensada
  • 200 ml de crema de leche
  • Un paquete de galletas maría

Preparación:

Primordialmente debemos saber que las galletas tienen que ser trituradas pero no es necesario que se vuelvan polvo, tienen que quedar al menos unos pequeños trozos de galletas, por lo que es recomendable triturarlas con la mano o con un mortero. Por otro lado, ten en cuenta que puedes agregar más cantidad de cualquier componente, pues queda a tu criterio el sabor, ya sea más cítrico o más dulce, todo queda a elección tuya.

Ahora bien, una vez aplastadas todas las galletas, exprimes todos los limones y mezclas el jugo con la leche condensada y la crema de leche hasta que obtengas una crema bastante espesa y homogénea. Toma un recipiente y coloca una capa de galletas, otra de crema mezclada y seguirás así hasta llegar al principio de la taza, olla u objeto escogido para preparar el postre.

Si es de tu agrado, puedes consumirlo enseguida, sin embargo, es más recomendable refrigerar por 3 horas para que se vuelva consistente y frío. Así su sabor se incrementará y será más delicioso al gusto. Si quieres, puedes rayar un limón y colocar las rodajas o líneas finas en la superficie del pastel para decorar, o verter un poquito de canela en polvo.



Por otro lado, también puedes simplemente triturar todas las galletas hasta hacerlas polvo, colocarlas en toda la superficie de un recipiente especial de repostería y rellenar con la crema de limón anteriormente preparada. Una vez que hayas hecho todos estos pasos, colocas el Pie de limón en tu nevera por una hora para que se enfríe un poco y las galletas se mantengan completamente firmes y unificadas antes de sacar el postre del recipiente para luego proceder a degustar el alimento dulce.

Cómo te habrás dado cuenta, no es para nada difícil su preparación y podrás consumirlo cuando quieras y como quieras. Asimismo, podrás disfrutar de las propiedades curativas del limón y deleitarte al mismo tiempo.

Loading…

Comentarios